Deja Vance sólo avenidas anegadas y creciente en ríos

Caen 126 milímetros de agua en 72 horas; las autoridades reportan saldo blanco.

Avenidas anegadas, cierres de calles por exceso de agua, deslaves en cerros, creciente en ríos y apagones constantes en diversas zonas de la ciudad fue lo que dejó a su paso por el puerto la tormenta tropical Vance.

Lo que se preveía un huracán categoría 1, se degradó a tormenta tropical, la cual genero lluvia de 126 milímetros del lunes 3 al miércoles 5 de noviembre.

Vance se dispersó hacia la Sierra Madre Occidetal al tocar tierra en Escuinapa. En la ciudad lo más intenso de este metéoro fue el martes por la noche y el miércoles por la mañana.

Al encabezar la reunión del Consejo Municipal de Protección Civil, el Alcalde Carlos Felton González indicó que este metéoro propició encharcamientos en avenidas de la ciudad, pero no hubo inundaciones y tampoco la necesidad de evacuar a gente en colonias populares.

«En Mazatlan cayó 126 milímetros de lluvia, hubo encharcamientos en algunas avenidas, pero no tuvimos ninguna eventualidad, gracias al apoyo de todos los cuerpos de auxilio como Policía Ministerial, Policía Federal, Ejército y la Marina», dijo.

En la reunión, el secretario de Seguridad Pública, Juan Antonio Murillo Rojo, señaló que se cerraron de manera parcial y total algunas avenidas anegadas por la lluvia.

«Se cerraron algunas avenidas como una parte de la Camarón Sábalo, en el Toreo, en la zona de la Marina, pero no hubo mayores daños», dijo.

Murillo Rojo citó que hubo deslaves en un cerro en Olas Altas, sin repercusiones.

Pero en donde esta tormenta sí provocó alerta entre la población fue en la zona rural.

Héctor García Salazar, encargado de Enlace Rural, informó que la creciente del río Quelite fue sería al llegar a un metro de la superficie, por lo que se estuvo en alerta a la población.

«Fue lo más intenso de la zona rural, el río en El Quelite creció mucho casi se sale el agua, también hubo crecientes en arroyos de algunas comunidades de Mármol», informó.

Por su parte, Toribio Colado Rodriguez, jefe de los Servicios de Sepyc en la zona sur, dijo que no hubo mayores daños en los planteles educativos, sólo leves encharcamientos. Las clases, citó, se reanudarán este jueves de manera normal.

Las dependencias de Obras Públicas, Jumapam y Servicios Públicos no reportaron daños mayores en la red de agua potable, en calles ni en alumbrado y parques y jardines.