Grupos buscan enrarecer caso Ayotzinapa y enfrentar a padres con gobierno: AMLO

AMLO criticó que las protestas sobre el caso Ayotzinapa se estén tornando violentas para generar confrontación entre los padres y el gobierno.

El presidente Andrés Manuel López Obrador criticó este viernes las protestas que algunos jóvenes han realizado en la Ciudad de México por la resolución del caso Ayotzinapa y afirmó que forman parte de grupos de intereses que buscan desacreditar la labor del gobierno.

Ayer, un grupo de jóvenes encapuchados se manifestaron para exigir justicia por el asesinato de los 43 normalistas de Ayotzinapa en la sede de la Fiscalía General de la República en la Ciudad de México donde lanzaron artefactos explosivos y piedras.

Por esta confrontación, alrededor de 11 policías capitalinos resultaron heridos por esquirlas de petardos y con contusiones por golpes en diferentes partes del cuerpo, según informó la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana capitalina.

“Yo creo que hay intereses, que lo que buscan es enfrentarnos, desacreditar al gobierno, porque los integrantes de Ayotzinapa, los padres de los jóvenes, han estado informados de todo lo que estamos haciendo.

“Se está aclarando lo que sucedió, castigando a los responsables, sin impunidad, sin embargo, están queriendo enrarecer la situación porque siempre hay gente que no quiere que se resuelvan los problemas porque viven del conflicto”, señaló el jefe del Ejecutivo federal.

“Si ya no se violan derechos humanos por parte del Estado pues ya no se tiene materia y ellos quieren seguir sosteniendo que se violan derechos humanos, pues no, no somos iguales. La protesta se tiene que hacer de manera pacífica. Qué es eso de venir a la Procuraduría con bombas y a tirar piedras”.

En agosto pasado, Alejandro Encinas, subsecretario para Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob), señaló la “verdad histórica” se diseñó desde la Presidencia de la República de Enrique Peña Nieto.

Explicó que diversos funcionarios, de todos los órdenes de gobierno, participaron en reuniones encabezadas por el Ejecutivo federal para operar la versión oficial sobre la desaparición forzada de los estudiantes.

Por estos hechos, la Fiscalía General de la República (FGR) ejecutó una orden de aprehensión contra el exprocurador Jesús Murillo Karam, quien es señalado de la difusión de la “verdad histórica” del caso Ayotzinapa con base en torturas y alteración de pruebas.

De igual forma, Encinas concluyó en agosto que la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa fue un “crimen de Estado” en el que estuvieron involucrados autoridades de todos los niveles y no hay indicios de que estén vivos.

Fuente: Forbes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.