‘Desnuda’ afluencia turística mala calidad en servicios

La necesidad de los turistas que llegan al puerto en este periodo vacacional de verano, ha descubierto todas anomalías en hoteles y servicios turísticos en Mazatlán.

Detrás de las fachadas de varios hoteles en el puerto se escondían irregularidades que jamás se imaginaba. Las fallas estaban ahí. Escondidas porque por mucho tiempo, estos hoteles, que estaban catalogados con hasta 3 estrellas, permanecían vacíos. Sólo los complejos considerados de 4 y 4 estrellas, los de lujo, estaban con una buena ocupación en estas temporadas. Pero la operación de la Carretera Mazatlán- Durango detono el «boom» turístico.

Todo el mercado de La Laguna, Torreón, Durango; así como Zacatecas y Chihuahua se volcó a Mazatlán y una vez más los hoteleros no estaban preparados, bueno si lo estaban, pero para alterar de manera indiscriminada sus tarifas. De hecho fue la primera novedad que encontraron los turistas, los cuales habían reservado vía internet a un precio y al momento de llegar a la recepción el cobro era más alto.

En esta práctica incurrieron hoteles como el Aguamarina, el Crowne Plaza, a cuyos directivos no les importo la multa y hasta violaron los sellos de clausura. Por esta maniobra, los directivos de este complejo enfrentan una denuncia ante la Procuraduría General de la República. Pero si esto pasaba en hoteles «grandes» imagine lo que ocurría en los medianos y chicos. Y es que de pronto, estos hoteles se vieron rebasados ante la demanda por una habitación por parte de cientos de turistas, muchos de los cuales se quedaron varados. De acuerdo a reportes recabados en los módulos de la Profeco, a diario se registran hasta 70 denuncias, la mayoría por quejas ante el mal servicio en los hoteles y en otras empresas turísticas. Fue así que se conoció la forma de operar de algunos hoteles chicos. Por ejemplo, el Bucanero, ubicado en la Avenida Rafael Buelna, supuestamente había reservado para un grupo de turistas que venían a un campeonato de natación.

Los recepcionistas les dijeron que no había habitaciones pese a la reservación. Era claro… Ya habían rentado los cuartos. Jorge Alan Urbina Vidales, delegado de Profeco, multo a este hotel y tuvo que hospedar a los turistas en moteles, varios, propiedad del líder de Fecanaco, Guillermo Romero Rodríguez. «Este hotel no respeto las reservaciones por eso fue sancionado, vamos a seguir aplicando la ley a quienes quieran abusar», advirtió el delegado. El transcurrir de estas vacaciones propicio en más quejas y en más «desnudos» de hoteles. Un reporte de queja de unos turistas de Coahuila fue contundente y grave. Ellos se hospedaron en el hotel Vista Dorada. Y más que una linda vista los turistas fueron visitados por una plaga de cucarachas que les amargó su estancia. Otro hotel que es catalogado como tradicional, ubicado en la Avenida del Mar, es el Jacarandas en donde los turistas se quejaron de robo de sus pertenencias. La respuesta que dieron los encargados fue que no se hacían responsables de estas pertenencias, según la queja recibida por Profeco.

Y para seguir con el mal servicio, El Catamaran El Costeño no se quedo atrás y aunque vendió paseos a turistas jamás paso a darles su servicio. Reuniones para evaluar Cada una de las cientos de quejas que se han interpuesto en este periodo vacacional ante Profeco, son analizadas por líderes hoteleros, empresarios turísticos y autoridades de la Secretaria de Turismo en Sinaloa. Frank Cordova Celaya, secretario de Turismo en Sinaloa, indico que todas las quejas son analizadas por los involucrados a fin de corregir las fallas y mejorar como destino de playa.

«Las reuniones para eso son, para analizarlas y corregir el rumbo, para definir a donde vamos y que no se repitan. Esto nos llevara a dar un mejor servicio», explico. Por si parte, Guillermo Romero Rodríguez, líder de Fecanaco, indico que estas reuniones deberán de tener seguimiento si se quiere mejorar el servicio. «Será importante dar seguimiento y corregir todas las fallas y abusos que se han presentado», puntualizo.

PRINCIPALES FALLAS

Alterar las tarifas
No respetar las reservaciones
Otorgar mal servicio
Falta de aseo y fumigación en habitaciones
Robo en las habitaciones

HOTELES MULTADOS

Aguamarina
El Bucanero
Vista Dorada
Crowne Plaza

Por Adrián Luján: