Presumen gobernadores ‘cifras alegres’ en seguridad

Los Mandatarios de la región noroeste afirmaron que los delitos en sus entidades van a la baja; respaldan política de seguridad de Peña Nieto.

Los gobernadores de la zona noroeste del país respaldaron las estrategias de seguridad del Presidente Enrique Peña Nieto y «presumieron» cifras alegres en el tema de la incidencia delictiva.

Pese a que sus entidades conforman el llamado «Triángulo Dorado» por ser la zona de siembra de amapola y marihuana, ningún gobernador habló sobre el tema del narco.

Los gobernadores de Sinaloa, Sonora, Baja California, Baja California Sur y Durango sostuvieron una reunión con el Gabinete de Seguridad, encabezado por Miguel Ángel Osorio Chong, secretario de Gobernación, en el marco de la Reunión Regional de Seguridad Zona Noroeste.

Mario López Valdez, Gobernador de Sinaloa, dijo que gracias a los operativos de seguridad los delitos van a la baja en lo que va de su administración.

En homicidios dolosos, dijo, se registran mil 250 menos que en pasadas administraciones, en robo de vehículos se roban 26 diario, hoy se roban 10.

«Sinaloa estaba secuestrado por los grupos delincuenciales, por eso nos dimos a la tarea de recuperar municipios como Mazatlan y Ahome, apoyamos todas las acciones del Gobierno federal», declaró.

Por su parte, el Gobernador de Durango, Jorge Herrera Caldera, indicó que los delitos en la zona de la Comarca Lagunera han disminuido en un 80 por ciento y un 57 en toda la entidad,

«Ha sido un esfuerzo fuerte de todas las fuerzas de la policía ha regresado la tranquilidad y las inversiones», apuntó.

Guillermo Padres, Gobernador de Sonora, aseguró que su frontera es la más segura del país debido al mejoramiento de la seguridad.

A su vez, Marco Covarrubias, de Baja California Sur y Francisco Vega, de Baja California, enfatizaron que darán el apoyo a todas las estrategias en cuestión de seguridad del Presidente Enrique Peña Nieto.